spa-CL
02/07/2013
Noticias Corporativas

Coface: Sigue al Alza la Tasa de Insolvencia en Francia y Europa del Este / Asexma

Coface: Sigue al Alza la Tasa de Insolvencia en Francia y Europa del Este / Asexma

A nivel regional se nota que a diferencia de Europa Occidental, los impagos en Europa del Este se están acelerando a un ritmo muy alto.

En los últimos doce meses, el número total de insolvencias en Francia es de 59.630, esta cifra ha disminuido un poco en comparación con el pick en 2009, pero no obstante sigue siendo alta. Esta leve caída varía según el tipo de empresa. Las empresas unipersonales es el único grupo que experimenta una disminución de un 8.2%, mientras que sociedades comerciales registran un aumento del 3,1% (44.407) de casos de insolvencia. Eso significa la figura se mantiene alta y cerca del registro de 2009.

Durante los primeros cuatro meses de 2013, esta disminución representa 831 casos menos que durante los primeros 4 meses de 2012, pero es poco probable que esta tendencia se mantenga durante el resto del año.

En cuanto a los costos financiero relacionado a estas quiebras, han continuado subiendo pero en menor medida (+2.7%) y se mantiene por encima de los 4 billones de euros, una parte significativa del PIB (0,21%).

Si se evalúa considerando el tamaño de la empresa, las PYME (20-249 empleados) están siendo especialmente más afectadas dado que los casos de insolvencia aumentaron de 3.7% en sólo un año.

AFECTADAS POR UN LENTO CRECIMIENTO, LAS EMPRESAS DE CENTRO EUROPA NO SALDRÁN DE LA CRISIS EN 2013

Comparando con Europa Occidental, los defaults en Europa del Este han subido a tasas muy altas.

Después de la recesión en 2009, y en un contexto de crisis de la zona Euro, las empresas de Europa Central están muy vulnerables, según los datos recopilados en terreno por Coface. Los casos de quiebras aumentaron muy fuertemente en la casi totalidad de los países de la región, y en proporción más amplia que en Europa del Oeste; +7% en Eslovaquia hasta +27% en República Checa para 2012.

La más alta concentración de quiebras se observa en el sector de la construcción (30% del total) resultado de una degradación gradual de la producción, y en el retail (23%) dado la intensa competencia y la pérdida de confianza de los consumidores.

Aunque la mayor parte de los casos de quiebras registrados en Europa Central y Occidental corresponden a PYMES y especialmente a micro empresas, los mayores actores también fueron afectados.

Un análisis realizado por los economistas de Coface muestra que los factores que explican este preocupante incremento en las insolvencias no se atribuyen solamente a la desaceleración en los países de Europa Occidental, sus principales socios comerciales.

La entrada en vigencia de la nueva legislación en 2004 sobre los procedimientos de insolvencia, ha dado lugar a un aumento significativo de solicitudes para declararse en quiebra, particularmente en Rumania y Hungría. Por el contrario, en Polonia y Eslovaquia sólo un pequeño número de empresas, sobre todo grandes empresas, están solicitando este largo y costoso procedimiento de reorganización, mientras que las pequeñas empresas simplemente dejan de operar. En resumen, la reforma legal ha tenido un efecto en los casos de insolvencias, pero no es la única explicación.

Basado en estudios estadísticos que han tenido en cuenta la demanda interna (consumo e inversión), las exportaciones y la evolución del crédito, Coface ha distinguido dos casos particulares. Polonia, que tiene el mayor mercado interno en Europa Occidental, donde la demanda interna, las exportaciones y la desaceleración del crédito están relacionados con el aumento en las insolvencias. Y Rumania, donde sólo el peso del consumo de los hogares (72% del PIB) puede explicar de manera significativa este aumento.

En consecuencia, para 2013 según el análisis realizado por Coface se prevé que el número de insolvencias en Europa Occidental siga aumentando. En Rumania, el aumento seguirá el mismo ritmo del 10% que en 2012, debido al débil crecimiento de la demanda interna (1,2%). En Polonia, debido al débil aumento de las exportaciones (2%) y de la demanda interna (0,9%), las insolvencias se incrementarán significativamente en un 29%.

En Eslovaquia, donde la tasa de crecimiento no parece ser sostenible, y en la República Checa, debido a la contracción en las exportaciones, las insolvencias deberían incrementarse al mismo ritmo que en 2012. En relación con la fragilidad del sistema bancario, las empresas en Eslovaquia probablemente serán las más afectadas por las insolvencias en la región.

Contacto


María José SEBASTIAN

Marketing & HR Manager
CHILE
mail : mariajose.sebastian@coface.com

Parte superior
  • Spanish